viernes, 16 de mayo de 2008

De soles y días nublados

Hace mucho que no veía el arco iris.
Lo he pensado cuando la cinta colorida ha surgido en medio de un sinfín de nubes negras.
He estado a un tris de seguir conduciendo hacia él.
No porque pensase que al final de esos siete colores difuminados hallaría un olla de monedas de oro.
Era como un flautista de Hammelin, en CMYK, que me decía que algo bueno iba a pasarme.
Tenía yo, oigan, ganas de aventuras hoy...
Por supuesto no lo he hecho y he seguido por el asfalto tradicional, aunque, eso sí, he esperado que esa señal en heptagrama se transformara, hoy, en algo excepcional.
Casi expira el plazo de este viernes pasado por agua y no, no ha llegado nada, ni un bip, ni un ring, ni un toc, toc...
Será que es uno de esos días en los que los pies se me suben a la cabeza y espero que todo sea cuento y tenga final, y feliz. Bien es cierto, que no siempre las historias tienen final. Creo que soy la protagonista de una, en espiral. Una trama que lejos de nacer, crecer y morir... se dedica a existir, a vagar, casi por inercia, entre las vidas con final de los otros. ¿Y si no hay final de mi historia?
La vida sería un interminable culebrón con guión penoso y menos audiencia. Quizá eso seamos todos un poco, y yo un mucho. No creáis, no estoy triste o muy triste. Simplemente, tengo la cabeza por pies, y viceversa, pero no he encontrado a nadie con quién perderla o decir frases del revés. Quizá mañana. Quizá.
PD: Ah, el título!!! He descubierto que la información del tiempo es relativa. Hay personas que hacen que salga el sol hasta en el día más gris del universo. Todos tenemos al menos dos (la de sol y la de luna...) ¡A esa necesitaba yo hoy! (y mañana, y pasado, y requetepasado...) También hay personas anticiclón, viento racheado y granizo, pero a esas las eclipsan las de luna y las de sol. ¡ay! ¡un rayito al menos anda!

9 comentarios:

Cendra Fénix dijo...

Yo de pequeña estaba obsesionada con el arcoiris... ¡Y empeñada en fabricarlo! jajajaja Me gusta tu blog, tu forma de escribir. Bueno, y ahora que te he dejado un comentario... ¡espero poderme quedar mi merienda!
Un saludo!

Anónimo dijo...

Creo hache, que cuando desaparezcan las ganas de aventura disfrutaras de la aventura de cada día, es cierto que el sol sale cada día aunque este nublado, solo hay que verlo, pero todos queremos el redondo, caluroso y cegador, y si no lo vemos, nuestra ansia de verlo nos impide ver que el sol realmente a salido. eñe que eñe

RAÚL dijo...

o una marejadilla o algo, no? (suerte!)

ald dijo...

Ay! lo que tenemos que sufrir las madres con hijas en edad de merecer!

Hache dijo...

Hola Cendra, para ti esta tarde sandwich de nocilla, ¡como en los cumpleaños infantiles! y welcome!

Sr/a añónimo, gracias igualmente por tus consejos pero sol, solo hay uno, y a veces, no sale. Se queda ahí ratoncico tras los nubarrones. Y lo de ganas de aventura, espero no perderlo nunca. Sorry

Raúl, venga pues una marejadilla ¡no sé ni si este verano podré ver la playica con tanto curro en ZGZ city!

buenos días everybody

jocv dijo...

Tú eres un rayito para nosotros.

Hache dijo...

gracias... hoy voy a seguir retrospectiva y voy a volver a ver Reality Bites again!!! mientra escucho a The Charlatans...

PD un rayo de sol oh oh oh...
PD2 Y un beso para Angel y todas las madres sufridoras... en casa y en televisión!!

angel dijo...

Masoca ¿todo piempo pasado fue mejor?.

PD
A ver si la peli te da alguna idea para putear a la "diva".

Hache dijo...

no, hacia atrás ni para coger impulso pero en la maletica de la vida, cada uno guarda lo que le gusta ¿o no? que si el viaje finalmente es largo, uno lleva sus dosis de añoranza justas. Y uf, de la PD no hablamos que acabaré también como Winona en el INAEM...