sábado, 26 de septiembre de 2009

Otro año sin "héroes"...

_Y van a cumplirse dos de ese último concierto de Héroes del Silencio. Deberían ser banda sonora de este blog, tan mudo y con hache, pero no lo son. Ellos forman parte de mi pasado y ahí es donde han preferido seguir tocando. Hace dos años, fui a verles, me escapé del hospital en el que estaba mi madre y pensé que volvía a tener 16 años. Dejé a mi madre alimentándose por una sonda nasal, porque no podía comer. Se podía ahogar. Cada tos, cada ruido de aquellos días de hospital era miedo. Miedo a que le faltara aire, miedo a no poder hacer nada, miedo a que me dejara sola. Volví después y me preguntó qué tal el concierto. Estaba mejor, con su sonda nasal, y unos cuantos goteros, pero había mejorado en las dos semanas que llevaba allí. Parecía un muñeco cuando la ingresamos de urgencia una madrugada de aquel mes de septiembre, se me resbalaba de las manos,... Y por eso, aunque resultaba muy duro verla con un canalillo amarrado a la nariz para poder comer, saber que estaba animada, hablaba, poder acompañarla al baño, contarle cosas y que ella sonriera, era lo mejor del mundo.
En dos años esta historia parece un recuerdo lejano, pesadilla más bien. Ella lo tiene bien presente, quizá demasiado. Yo prefiero guardarlo bajo siete llaves. De mi padre no he hablado en este post, pero fue el que más sufrió, el que más horas de sueño se dejó en esa habitación,...
En estos "pilares" tampoco habrá "Héroes", ni para ella, ni para mí. Que mal lo pasé ese 2007, en el que solo esperaba que llegasen Bunbury y los suyos de su gira americana y nos salvarán a mis padres y a mí de todos los males. Mi ilusión duró poco. Llegaron, tocaron y se fueron, sin irse, pero se fueron. El otoño en el que los Héroes iban a cambiar mi vida se perdió para siempre. No les culpo. Les había pedido demasiado.

4 comentarios:

angel dijo...

el mundo está lleno de Héroes. Tu misma eres un héroa... de vez en cuando.
(es que heroína queda fatal)

jocv dijo...

desgraciadamente yo también he pasado muchos días en hospitales, y he compartido habitación con muchos acompañantes, pero solo a alguno he visto tratar con tanto cariño y ternura a su enfermo como a tí ( con más no me parece posible ).
Un abrazo para tí, otro para tus padres y me alegro mucho que aquello esté ya tan lejano.

Anónimo dijo...

Impresionante hache. dha.

Jorge dijo...

Se lo que se sufre por esto, tu bien sabes lo que me sucedió hace un año exactamente, no estaban los héroes, si Bumbury actuando en la "desertica" feria de muestras, aparte muchos conciertos programados para la Expo 2008 y yo no hacía más que ver goteros, sufrir muchos pinchazos, horas interminables, vivir dentro de una uci con marcapasos, aire artificial, muchos goteros, y uno en la parte de la femoral, que molesta un montón. Por suerte hoy mismo lo puedo contar aquí.

A seguir adelante!!!