jueves, 12 de enero de 2012

Nada en común

Qué fantástico es que esa persona que no te cae bien, casualmente siempre sea del equipo rival, odie las películas que tú adoras, se ría con lo que a ti no te hace ni pizca de gracia, no le guste leer y tú no dejes de hacerlo, no conozca a tu grupo favorito y tu aborrezcas los suyos, lleve ropa que tú no te pondrías ni aunque te pagaran, y su mirada de odio,...¡te encante!

 Ay, parece que sí hay justicia poética.

No hay comentarios: