sábado, 25 de mayo de 2013

Solo para mí

Parece hecho a mi medida. Sólo (con tilde) para mí. Tras sufrir mucho, he dado con él. He encontrado lo que buscaba. A pesar de mi escasa coquetería, mi timidez para las compras y mi incredulidad sobre las posibilidades que puedo ofrecer a los vendedores de vestidos... ¡Lo tengo! ¡Es mío! ¡Es mi vestido soñado para un día soñado! ¡Me gusto dentro de él! 
Ahora es sólo para mí. 
Muy pronto lo compartiré con todos vosotros... (¡qué feliz estoy!)

No hay comentarios: