lunes, 28 de septiembre de 2015

(Mano) Amiga

Una, dos, tres, cuatro,... dicen que las verdaderas amistades se pueden contar con los dedos de una mano. Yo soy dueña de las manos más felices del mundo. Es difícil seguir hablando de amistad después de este párrafo tan rotundo. Hablemos entonces de personas que nos cambian la vida, que tienen el don de mejorar el momento más gris. Personas mágicas que aparecen a nuestro lado, como vidas extra de un vídeo juego y nos ayudan a subir de nivel. ¡Son mis amigas!





No hay comentarios: