sábado, 28 de julio de 2007

L.A.I. Confindencial

Bajo las siglas L.A.I. inició una nueva sección cuyo título original sería "Libre Asociación de Ideas" y, como su nombre indica, recoge una sucesión de elementos ligados por un nexo común o, al menos, eso intentaré. Ahí va el primer reto...
¿Qué tienen en común Pablo Neruda, Isidro Ferrer, Julio Medem y Nawja Nimri?
Esa es mi L.A.I. del día para vosotros... hala! a darle al coco.
Mientras pensáis, la B.S.O la pone Nawja con "Capable"...

Y la solución al acertijo es la siguiente...

Neftalí Ricardo Reyes Basoalto, más conocido como PABLO NERUDA (Chile, 1904-1973) fue un gran poeta y el autor de obras de arte como "Veinte poemas de amor y una canción desesperada" o "El libro de las preguntas" que se publicó un año después de su fallecimiento...

De algún modo, el Libro de las preguntas resume su universo poético y vital en una descendencia directa de las lunerías de García Lorca, las greguerías de Ramón Gómez de la Serna o los experimentos vanguardistas que salpican las imágenes en cada una de las interrogaciones..
  • Qué cosa irrita a los volcanes que escupen fuego, frío y furia? Por qué Cristóbal Colón no pudo descubrir a España? Cuántas preguntas tiene un gato? Las lágrimas que no se lloran esperan en pequeños lagos? O serán ríos invisibles que corren hacia la tristeza?

Este libro fue recientemente presentado en una nueva edición ilustrada por ISIDRO FERRER (Madrid, 1963) diseñador gráfico e ilustrador, formado en Barcelona en el estudio de Peret. Desde 1990 hasta 1995 trabaja en Zaragoza y en 1996 se establece en Huesca donde desarrolla su actividad profesional. Ha recibido el premio Diseño Gráfico JOVENEWS, 1991; premio PROMAX Canadá; Tercer premio en el Festival de Afiches de Chaumont, Francia, entre otros. Es

Y a todo este mundo de preguntas sin respuesta, de incógnitas tanto poéticas como telúricas o metafísicas, les ha dado respuesta ISIDRO FERRER con sus ilustraciones para la editorial Media Vaca, en la colección “Libros para niños”.

En la nota epilogal dice Herrín Hidalgo: “En lugar de proponer respuestas imposibles a preguntas imposibles, Isidro Ferrer ha perseguido el imposible máximo, que es convertir un libro de poemas en un teatrillo a medio camino entre La Barraca de Lorca y el circo de Calder. Neruda hace el papel de Neruda y también el de Capitán del Submarino Amarillo; Isidro representa todos los demás papeles”. La explicación es precisa: desde las primeras páginas, asoma un rostro de Neruda en un libro-retablo, y luego, página a página, vemos multitud de figuras y de formas siempre en blanco y negro que sugieren el rico mundo del poeta. Isidro Ferrer construye y recoge objetos, alza volúmenes y los fotografía, y pone ante los ojos del lector barcos, sirenas, manos, laberintos, pulpos, ciudades, un poeta-payaso, ballenas, peces, libros, casas, libros que son casas o refugios de palabras hechizadas.
Sin duda una maravilla de libro que espero pronto habité en vuestras librerías... Poesía, arte, imagen son hasta ahora el nexo común de Neruda y Ferrer y a ellos hay que sumar el talento del cineasta donostiarra Julio Medem. Y el sueño de ISIDRO FERRER sería hacer el cartel de uno de sus nuevos filmes. Seguro que cuando MEDEM se entere lo dejará en sus manos. En menos de un mes MEDEM vuelve a las carteleras con "Caótica Ana".

De Julio Medem diremos que siempre ha sido un apasionado del cine y desde pequeño empieza a jugar con la cámara superocho que esconde su padre, y rueda escenas cotidianas que tienen como protagonista a su hermana Ana. Aunque se licencia en medicina nunca abandona su gran pasión: el cine. Su primer trabajo es en el diario "La voz de Euskadi", donde colabora como crítico cinematográfico. Tras algunas colaboraciones en publicaciones varias, rueda finalmente sus primeros cortos en superocho.

Después de trabajar en algunas obras como El jueves pasado, 1977 o Si yo fuera poeta, 1981 se lanza a rodar por primera vez en 35 mm. Su salto al largometraje lo hace con Vacas (1992), a la que han seguido La Ardilla Roja, 1993; Tierra, 1995; Los Amantes del Círculo Polar, 1998; Lucía y el Sex0, 2000; La Pelota Vasca, 2003 y por fin, el 24 de agosto, Caótica Ana.

Entre sus musas, destaca la actriz NAWJA NIMRI protagonista de sus cintas: Los Amanntes del Círculo Polar y Lucía y el Sexo. Hija de jordano y navarra, su nombre, en árabe, significa éxtasis.

Se dio a conocer como actriz gracias a su papel en Salto al vacío, la primera película del cineasta vasco Daniel Calparsoro. En cuanto a su carrera musical, antes de su primera incursión en la pantalla, Najwa Nimri cantaba al frente de Respect (música soul) y de Clan Club (jazz) y más tarde formó junto a Carlos Jean el grupo Najwajean, este grupo se deshizo y ya ha sacado tres discos en solitario. El último, Walkabout del que ha vendido 50.000 copias.

1 comentario:

Fulimante dijo...

Lamento decir que Julio Medem me parece un horror como cineasta.